¿Qué Hace un Gerente Virtual por su Empresa?

Gerente virtual observando los resultados en su laptop mientras anota los datos en un papel

Las Empresas Virtuales están de moda. El esquema de trabajar por internet ha sido un rotundo éxito. Gestionar Empleados Virtuales no es una tarea imposible, por supuesto. Sin embargo, los resultados finales hablan por sí solos, así que vale la pena el esfuerzo. Por esta razón, usted debería considerar contratar a un Gerente Virtual para que se encargue de su negocio.

El Gerente Virtual es un empleado que garantiza las operaciones diarias de una compañía. Supervisa y registra todos los acontecimientos dentro de la jornada laboral. Esto le permite a usted concentrarse en tareas más importantes, mientras este se asegura de que todo marche bien.

Por supuesto, si usted tiene una o varias Oficinas Virtuales en su empresa, necesitará a alguien que las coordine. De lo contrario, los teletrabajadores no estarán bien organizados y eso impactará negativamente en su negocio.

¿Por Qué Contratar a un Gerente Virtual?

El jefe a distancia le proporciona estabilidad a su emprendimiento. Si usted no tiene el tiempo necesario para velar por el correcto desempeño de cada uno de los empleados, un gerente virtual es la solución. Esta figura le ofrece a usted la total seguridad de que todo está marchando como está previsto.

Ejerce todas las funciones que usted le asigne

A diferencia de otro tipo de empleado con un rol específico, el gerente virtual es bastante flexible. Está diseñado para realizar todas aquellas funciones que usted no pueda por una u otra razón. Es decir, usted puede agregar o remover funciones a voluntad en cualquier momento.

En virtud de ello, usted ni renuncia a sus funciones de dirección ni está obligado a cumplirlas. Simplemente, si no puede o no quiere realizar determinadas tareas, se las delega al gerente virtual. Este siempre está listo para mantener al máximo la operatividad del negocio, ya sea virtual o tradicional.

Gestiona al personal

Una de las labores más importantes que realiza el gerente virtual es la gestión del personal. No solo garantiza que los empleados trabajan, sino que también puede tramitar los pagos. De esta manera, asegura el perfecto funcionamiento de los teletrabajadores en todos los niveles.

No todos los trabajadores en línea necesitan la misma supervisión, ni pueden ser evaluados solo durante sus jornadas laborales. Por ejemplo, un Ecommerce Manager permite generar ingresos pasivos incluso cuando duerme. Por esta razón, no se le puede evaluar solo por lo que hace durante su horario de trabajo.

También, un Community Manager debe estar atento a las redes de la empresa incluso cuando está de vacaciones. De lo contrario, puede surgir una crisis de reputación y no estará disponible para solucionarla antes de que sea demasiado tarde.

Ante teletrabajadores de este tipo, el gerente virtual debe contar con estrategias de evaluación y seguimiento. Si no cuenta con herramientas suficientes para asegurar que el personal está dando los resultados esperados, muy poco podrá hacer por su negocio.

Se reúne con los clientes

El gerente virtual tiene suficiente autoridad para actuar a nombre de la empresa ante los clientes. Es decir, usted no necesita asistir a reuniones no tan relevantes. En cambio, puede enviar a su gerente virtual para que atienda a este tipo de conferencias por usted.

De esta manera, usted no tiene que dejar de hacer sus tareas importantes cada vez que un cliente tenga una duda. Por supuesto, tampoco va a enviar a cualquier empleado a una reunión con clientes. Debe asistir una figura de autoridad en su empresa, y ese puede ser el gerente virtual.

Diferencias entre un Supervisor y un Gerente Virtual

¿Ha oído hablar del Supervisor Virtual? Ese es un empleado a distancia que tiene cierto parecido al gerente. De hecho, ambos garantizan que todos los teletrabajadores están realizando sus actividades laborales.

Sin embargo, entre ellos existen algunas diferencias importantes. De acuerdo a la necesidad de su negocio, usted podía contratar a uno u otro, o incluso a ambos.

Poder de decisión

La característica más distintiva entre un supervisor y un gerente en línea es su capacidad para tomar decisiones. Por una parte, el supervisor está allí para observar, registrar e informar sobre el desempeño de los empleados. Mientras tanto, el gerente virtual tiene total libertad para designar y remover empleados, pues es su responsabilidad mantener la productividad.

Usted no necesita reunirse con cada empleado contratado. Para eso, el gerente virtual es el último elemento de la cadena durante las entrevistas de selección de personal. 

Si usted prefiere no darle esa autonomía a su empleado para tomar decisiones rápidas en cuanto al personal, es mejor que contrate a un supervisor virtual. Esta es una pieza que simplemente le informará el acontecer de los empleados para que sea usted quien tome las decisiones. Un gerente sin poder de decisión no es efectivo, por lo que no es recomendable limitarlo si desea que ofrezca resultados.

Alcance

Así como necesita poder para tomar decisiones, el gerente virtual requiere un amplio rango de control. Es decir, es responsable de múltiples áreas o incluso todas ellas. Puede influir en las decisiones de las oficinas virtuales en los departamentos bajo su gestión.

El supervisor, en cambio, tiene un perfil más reducido. Mientras el gerente puede ser responsable de toda la empresa, este tiene bajo su cargo una oficina virtual. En otras palabras, el supervisor observa las tareas que se realizan en un departamento, una oficina o un área determinada. En cambio, el gerente virtual puede ser responsable de incluso todo el negocio.

Jerarquía

El supervisor, en términos de jerarquía dentro del negocio, está un escalón por debajo del gerente virtual. De hecho, es responsabilidad del gerente recibir los informes del supervisor o de los supervisores, de haber varios. Así, podrá tomar la mejor decisión en cada área para mejorar la empresa.

Para empresas que comienzan a crecer en cantidad de empleados, contar con un solo supervisor virtual puede no ser lo más óptimo. En su lugar, es posible contratar a un supervisor por cada oficina o departamento. Así, el trabajo del gerente virtual es coordinar a todos los supervisores, y a su vez comunicarle a usted lo que sucede.

¿Cuándo Necesita mi Empresa a un Gerente Virtual?

Si usted está leyendo este artículo, probablemente está considerando contratar a un gerente virtual. Sin embargo, ¿cuándo es el momento indicado para hacerlo? 

En primer lugar, cuando usted considere que no dispondrá del tiempo suficiente para gestionar todos los aspectos del negocio. Mantener una empresa funcionando exitosamente requiere mucho tiempo y dedicación. Por ello, si usted no podrá realizar todo eso solo, puede contar con un profesional que estará allí para manejar su negocio.

En segundo lugar, cuando ya su empresa comience a crecer en cantidad de empleados. Es decir, no es lo mismo manejar un negocio de 5 empleados que uno de 100 o más. Notará que a partir de cierto punto, gestionar un negocio puede hacerse más complicado, y puede colapsar por la cantidad de actividades que hay que hacer.

Ante esta situación, usted claramente necesitará por lo menos un gerente que estabilice la empresa, procese toda la información y lo mantenga a usted informado en todo momento de lo que sucede en su negocio.